Inicio > Rincon del Ateo > Sexo y religión

Sexo y religión

Un artículo muy interesante el que se puede encontrar en el blog Sin Dioses, en el cual se pueden leer cosas como estas:

Más ha dicho el Vaticano en contra del condón y el matrimonio gay que lo que se haya dicho en el pasado contra de la esclavitud o del nazismo y el fascismo.

El libro de Levítico califica de “abominación” la homosexualidad (Levítico 18:22) -texto que conocen los evangélicos- pero también califica de abominación comer o tocar los cuerpos muertos del cerdo, bagre, mariscos, conejo, tortuga, o de cualquier insecto (Levítico 11)?

La Biblia ordena la pena de muerte para los homosexuales (Levítico 20:13), de igual manera como para el que trabaje en Sabbath (Éxodo 31: 14-16)


Anagráma Ateo Y el hombre hizo a dios a su imagen y semejanza

Anuncios
  1. 1 abril, 2012 en 17:38

    El principal problema de la religión es que afirma cosas sin siquiera probarlas. Si quieres que crea que existe dios, muestra pruebas irrefutables y empíricas de su existencia. Si no lo haces, me parecerá un cuento como los de hadas, gnomos, unicornios rosas y el ratoncito Perez. Mientras no haya pruebas todo lo que digas, no tiene valor, como lo de diferenciar el hombre natural de… ¿que? Solo hay hombres naturales que provienen de la evolución natural de millones de años, como puedes comprobar con las millones de pruebas aportadas por los científicos.
    Hablemos también de la biblia, un libro escrito por pastores hace 2000 años que hay que interpretar según la conveniencia del que lo lee. Para este punto tienes mi opinión en este artículo: https://perecos.wordpress.com/2010/03/04/dios-2-0-a-la-medida-de-cada-uno/. Pero en fin, si quieres hablar de la biblia y sus citas te presento unas cuantas, a ver que te parecen:
    “Si una joven se casa sin ser virgen, morirá apedreada” (Deuteronomio 22:20, 21).

    “Si un esclavo está contento contigo, tomarás un punzón y le horadarás la oreja y te servirá para siempre. Y lo mismo le harás a tu esclava. (Deuteronomio 15:16-18).

    “Si alguien tiene un hijo rebelde que no obedece ni escucha cuando lo corrigen, lo sacarán de la ciudad y todo el pueblo lo apedreará hasta que muera” (Deuteronomio 21:18-21).

    “El que tenga los testículos aplastados o el pene mutilado no será admitido en la asamblea de Yavé. Tampoco el mestizo hasta la décima generación” (Deuteronomio 23:1, 2).

    “Si un hombre toma a una mujer y a la madre de la mujer, se les quemará a los tres” (Levítico 20:14).

    “El que toque un cadáver y no se purifique debe ser eliminado de Israel” (Números 19:11-13).

    “Saca al blasfemo del campamento y que muera apedreado” (Levítico 24:13-16).

    “Los que adoren a otros dioses o al sol, la luna o todo el ejército del cielo, morirán lapidados” (Deuteronomio 17:2-5).

    “Todo hombre o mujer que llame a los espíritus o practique la adivinación morirá apedreado” (Levítico 20:27).

    “A los hechiceros no los dejaréis con vida” (Éxodo 22:17).

    “Si un profeta pretende hablar en mi nombre sin que yo se lo haya mandado, o si habla en nombre de otros dioses, morirá” (Deuteronomio 18:20).

    “Al que ofrezca sacrificios a otros dioses fuera de Yavé lo mataréis” (Éxodo 22:19).

    “Si un hombre yace con su hermana hija de su padre o de su madre y ve su desnudez y ella la de él, serán exterminados en presencia de todo el pueblo” (Levítico 20:17).

    “Si un hombre yace con una mujer durante su menstruación y descubre su desnudez, ambos serán borrados de en medio de su pueblo” (Levítico 20:18).

    “Si la hija de un sacerdote se prostituye, será quemada viva” (Levítico 21:9).

    “El que le pegue a su padre o a su madre morirá” (Éxodo 21:15).

    “El que maldiga a su padre o a su madre morirá” (Éxodo 21:17 y Levítico 20, 9).

    “El que no obedezca al sacerdote ni al juez morirá” (Deuteronomio 17:12).

    “Ningún varón que tenga un defecto presentará las ofrendas, ya sea ciego o cojo, desfigurado o desproporcionado, enano o bisojo, sarnoso o tiñoso, o jorobado, o con un pie o una mano quebrados o con los testículos aplastados” (Levítico 21:18).

    “Si compras un esclavo hebreo, te servirá seis años” (Éxodo 21:2). “Si un hombre vende a su hija como esclava, ésta no recuperará su libertad como cualquier esclavo” (Éxodo 21:7).

    “Si un hombre hiere a su esclavo o a su esclava con un palo y los mata, será reo de crimen. Pero si sobreviven uno o dos días no se le culpará porque le pertenecían” (Éxodo 21: 20).

    “Si un hombre hiere a su esclavo en un ojo dejándolo tuerto, le dará la libertad a cambio del ojo que le sacó” (Éxodo 21:26).

    “No le devolverás a su amo el esclavo que haya huido y se haya acogido a ti. Se quedará contigo en tu casa” (Deuteronomio 23:15,16).

    “Si una muchacha virgen está prometida a un hombre y otro se la encuentra en la ciudad y se acuesta con ella, entonces los sacaréis a ambos a la puerta de la ciudad y los apedrearéis hasta que mueran: la joven porque no pidió ayuda, y el hombre porque deshonró a la mujer de su prójimo” (Deuteronomio 22:23, 24)

    Para lo del comportamiento homosexual en animales, no tienes más que buscar un poco por internet y documentarte. En la wikipedia: http://es.wikipedia.org/wiki/Homosexualidad_en_animales viene lo siguiente:
    “La homosexualidad y la bisexualidad son relativamente comunes en el reino animal. La motivación para y las implicaciones de su comportamiento no son comprendidas en su totalidad. El comportamiento sexual de los animales toma muchas formas distintas, incluso dentro de la misma especie. Un estudio del investigador Bruce Bagemihl muestra que comportamiento homosexual, no necesariamente sexo, ha sido observado en casi 1500 especies, desde primates hasta parásitos intestinales, y está bien documentado para unas 500 especies”. Que no hayas visto que un perro se la mete a otro perro o un caballo a otro, no significa que no haya comportamientos homosexuales en la naturaleza. También puedes ver este vídeo: http://www.ver-documentales.net/el-comportamiento-homosexual-en-el-reino-anima/. Es mejor que te informes un poco antes de decir ciertas cosas.

    Y este es el principal problema de las religiones. Se tienen que meter hasta en la vida sexual de los demás. Preocúpate de tus problemas y deja a los demás que follen con quien quieran. Y yo, como ateo, estoy harto de que me intenten salvar del “infierno”. El infierno no existe. Que los religiosos dejen en paz a los demás que cada uno viva la vida como quiera. No me salvéis, ni lo quiero ni lo he pedido.

  2. Luis López García
    1 abril, 2012 en 04:48

    Pero el hombre natural no percibe las cosas que son del Espíritu de Dios, porque para él son locura, y no las puede entender, porque se han de discernir espiritualmente.
    Si eres buen ateo para alimentar tu ateísmo, busca esto en la Biblia. I Cor. 2:14
    Además busca esto:
    La Biblia dice que los injustos no heredarán el reino de Dios.
    ¿Quienes son los injustos?
    fornicarios, idólatras, afeminados, y los que se echan con varones, ladrones, avaros, borrachos, maldicientes, estafadores, etc.
    ¿Podemos dejar de ser este tipo de personas?
    Sí.
    Lee este pasaje: I Cor. 6:11

    Y esto erais algunos; mas ya habéis sido lavados, ya habéis sido santificados, ya habéis sido justificados en el nombre del Señor Jesús, y por el Espíritu de nuestro Dios.

    Lo que explica aquí, el apóstol Pablo a la iglesia de los corintios, es que la iglesia se había llenado de este tipo de personas, y el caso que nos toca, es el de dos tipos de personas, a las cuales usted defiende con enseñanzas del antiguo testamento, que fueron propias para el pueblo de Israel, este tipo de personas son:
    “los afeminados y los que se echan con varones”, aquí el apóstol, dice, “esto”, (afeminados y homosexuales) “erais” , fuisteis, ya no lo son, ahora son hombres de verdad.
    La vagina se la dio Dios a la mujer para que el hombre le introduzca su pene.
    El recto se lo dio a ambos para botar porquería.
    Cada cosa tiene una función natural, lo demás es ir contra la naturaleza, la misma naturaleza lo enseña.
    Has visto un pero metiendo su miembro a otro perro, un caballo a otro caballo, ¿porqué entonces el hombre lo hace?
    Saludos
    Pastor Luis López García
    Managua,Nicaragua. Centro América.

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: